Encuentra una residencia de mayores

¿Cuándo considerar la residencia de mayores como una opción real? > Centros de día

El centro de día ofrece actividades terapéuticas y de ocio para personas mayores autónomas o dependientes. Pueden ser acogidos durante uno o varios días según las necesidades . 

El centro de día ofrece un acompañamiento personalizado.

 

También proporciona un respiro a los cuidadores que pueden tomarse unas horas libres, descansar u ocuparse de sus asuntos personales. Este tipo de centros son muy flexibles y permiten a las personas mayores dependientes permanecer el mayor tiempo posible en su entorno habitual de vida.

El centro de día puede recibir a personas mayores uno o más días a la semana. Una vez allí, se proponen diversas actividades adaptadas para estimular las funciones cognitivas de las personas mayores. Salir de sus casas también permite a los mayores conectarse con otros de su misma edad y hacer nuevas amistades.

El cuidado diurno también está disponible para personas de edad avanzada con la enfermedad de Alzheimer o relacionadas como la enfermedad de Parkinson.

 

Cómo funciona un centro de día

 

Los centros de día están ubicados en establecimientos autónomos en residencias de mayores. Las actividades propuestas son supervisadas por profesionales de diferentes especialidades.

En general, los centros de día funcionan durante todo el día, pero es posible venir por medio día o por un día completo y almorzar allí mismo. También es posible beneficiarse de un transporte organizado en función de los establecimientos.

Las tarifas varían en función de cada centro, y son actualizados cada ano por las entidades pertinentes.

Estos centros de día están gestionados por residencias de ancianos u entidades propias. La persona mayor es responsable de pagar los gastos diarios de alojamiento. Dependiendo de su grado de dependencia y recursos, puede ser ayudado por el estado con las ayudas a la dependencia.

Newsletter / Inscríbase